INDICE

Hasta aquí

18 Abril 2018

El autor, ubetense de proyección internacional, exdirector general de Mapfre y consejero de Mapfre Internacional, vicepresidente en España de Unicef y miembro de PROA, reflexiona –desde su experiencia y desde su amplia perspectiva global– sobre la importancia de recuperar el bienestar de los ciudadanos partiendo de reconocer la verdad de los hechos y actuando desde la regeneración ética, la responsabilidas social de los líderes políticos y empresariales, y desde la Educación.

Con el término bienestar me refiero a todas las cosas que ayudan a una persona y hacen que la vida sea buena. El bienestar incluye el bienestar material, como los ingresos y la riqueza; el bienestar físico y psicológico, representado por la salud y la felicidad; y la educación y la capacidad de participar en la sociedad civil a través de la democracia y el imperio de la ley."

Esta reflexión del Nobel de Economía, Angus Deaton (El gran escape, 2015, su mas reciente libro en español), seguramente coincide con las ilusiones que desde antiguo atesoramos muchos seres humanos, o con nuestros deseos cuando repasamos las bondades que le hemos pedido al curso que inicia su andadura o a los Reyes Magos o, vaya usted a saber, a los políticos que, después de prometernos todo/nada, deben ponerse a la tarea, dialogar, pactar y regir nuestros destinos en periodos de cuatro años. Sus desvaríos y sus silencios están llenos de huecos porque se han comprometido a todo y a mucho más, aunque probablemente ni se acuerden cuando llegue el momento, ocupados como están en que sus partidos (y algunos de sus líderes) no parezcan los malos de la película, en trazar lineas rojas que no se creen ni ellos mismos; y, eso si, en hacer teatro, mucho teatro, amagar y no dar, defraudar a sus votantes y alcanzar acuerdos comprensibles/ incomprensibles en los minutos de descuento cuando los que mandan de verdad les envían un postrer ultimatum: "Tenemos ahora una clase superior global que toma todas las grandes decisiones económicas y lo hace con total independencia de los Parlamentos y, con mayor motivo, de la voluntad de los votantes de cualquier país dado", escribió en 1999 el filósofo neoyorquino Richard Rorty; una afirmación que, años mas tarde, el sociólogo Zigmunt Bauman, hizo suya con escepticismo y desesperanza cuando dejó escrito que el poder no lo controlan los políticos, y la política carece de poder para cambiar nada.


NEGAR LAS EVIDENCIAS

Muchos dirigentes políticos o empresariales, da igual su clase y condición, se han dejado atrapar por el poder y las vanidades del cargo, del que deberían ser transparentes servidores. El poder por el poder es su mantra cotidiano, y han olvidado que ocupan sus puestos para gestionar la enorme fuerza transformadora que, en su propia esencia, encierran la empresa y la política. Y mienten, entre otras razones, porque están acostumbrados a mentir de forma reiterada y sistemática, y a transformar los hechos en retórica. Negar la verdad o mentir es siempre —cuando menos— una falta de respeto, pero así es la condición humana. Koyré dejo escrito que el hombre ha mentido siempre, "se ha engañado a si mismo y a los otros. Ha mentido por placer, por el placer de ejercer la sorprendente facultad de decir ´lo que no es´ y crear, gracias a sus palabras un mundo del que es su único responsable y autor". Cuando hace mas de setenta años, Orwell escribía que "decir la verdad es un acto revolucionario", probablemente estaba pensando —visionariamente— en esta época nueva que nos ha tocado vivir, llena de paradojas y contradicciones. Un tiempo en el que la sociedad se ha vuelto "líquida" y en la que los humanos, confundiendo progreso con velocidad, buscamos atajos desesperadamente y nos aferramos a un egoísta estilo de vida que nos ha hecho perder humanidad y sumergirnos en la corrupción y en la desigualdad, dejando a un lado la utopía y olvidando el supremo valor de nuestra propia existencia.

Por ejemplo, aunque en el discurso social, y desde hace algunos años, el término empresa haya sido canibalizado casi exclusivamente por la gran empresa, por la multinacional, todas las empresas —si quieren seguir siendo tales en el futuro— tienen en la gestion responsable de su llamado ´capital humano´ la clave para conseguir la excelencia y no tanto el éxito, siempre pasajero. El empleador ha de entender que su personal es único, inimitable y, si esta bien formado, un valor diferenciador frente a la competencia. Fomentar el orgullo de pertenencia, el compromiso y la retención del talento debería ser una prioridad. La empresas necesitan líderes que vayan mas allá de las jerarquías, que estén comprometidos; que sean fiables, creíbles y motivadores, cómplices y orientados hacia los demás; que escuchen, que dialoguen y sepan dar respuestas a las legitimas demandas de los ciudadanos. Que no busquen culpables, sino que sean capaces de gestionar equipos de personas con distintas habilidades. Que sepan garantizar la igualdad de oportunidades y la diversidad, y consagren el todavía incipiente proceso evolutivo de la conciliación desde un enfoque familiar hacia un cada vez mas necesario equilibrio entre la vida personal/ familiar y la profesional. La excelencia empresarial será una quimera, un imposible, si no ordenamos la formación y el desarrollo personal y profesional de los trabajadores, si no luchamos decididamente contra el subempleo y el trabajo indigno, porque la primera obligación del empresario —además de dar resultados, crear empleo, ser innovador y competitivo— es ser decente.

 

CRISIS DE TODA UNA CONCEPCIÓN DEL MUNDO

Hoy no padecemos solo la crisis del sistema capitalista, sino —como decía Sábato— de toda una concepción del mundo y de la vida basada en la deificación de la técnica y la explotación del hombre. Por eso los políticos nunca cumplen sus promesas electorales; al fin y al cabo se trataba sólo de promesas que ningún partido/gobierno es capaz de conseguir porque esto del bienestar desde el siglo XVIII lo recogen sin demasiado éxito y como principio inspirador todas las constituciones del mundo, y el artículo 13 de la Constitución española de 1812 lo incluyó expresamente —que hermosa quimera— como obligación: "El objeto del Gobierno es la felicidad de la Nación, puesto que el fin de toda sociedad política no es otro que el bien estar de los individuos que la componen".

Y a la exigencia del bienestar hay que volver, y a la recuperación de los valores éticos y espirituales de nuestros orígenes que hemos abandonado por el camino, y a la Educación, la fuerza espiritual que debe liderar el cambio huyendo de privilegios y ofreciendo igualdad de oportunidades, "Porque a fin de cuentas lo que hay es ignorancia de la ignorancia y manos ocupadas en lavarse las manos", como escribió la Nobel Wistawa Szymborska en su último y hermoso poemario: Hasta aquí.

Administrador

Contacto

Suscríbete a nuestras novedades

Déjanos tu e-mail y te mantendremos informado...

Política de Privacidad

Asociación PROA Plataforma 8.20 de Empresarios y Profesional (en adelante PROA JAÉN), se compromete a garantizar la seguridad y confidencialidad de los datos de carácter personal facilitados por sus clientes y usuarios de acuerdo con las leyes de protección de datos y privacidad.


Te aconsejamos que dediques unos minutos a leer esta Política de Privacidad y que lo hagas cada vez que visites nuestra página Web, para ayudarte a entender cómo recopilamos, empleamos, tratamos y protegemos tus datos personales.

 

¿Quién es el Responsable del tratamiento de tus datos?
 

Todos los datos que nos facilites se incorporarán a un fichero creado y mantenido bajo la responsabilidad de PROA JAÉN, con domicilio en Mengíbar (Jaén), Calle Sierra Morena, S/N 11, Edificio Tecnológico de Servicios Avanzados, Módulo 1 GEOLIT (Buzón 33) y NIF G-23.733.397. Puedes ponerte en contacto con nosotros en el teléfono 639 139 836 o por correo electrónico escribiendo a info@proajaen.org

 

También puedes contactar con el Delegado de Protección de Datos por correo electrónico escribiendo a la dirección info@proajaen.org

 

Recopilación de datos de carácter personal
 

Puede que recopilemos datos, incluida información de carácter personal tales como tu nombre, dirección, dirección de correo electrónico, número de teléfono, información de inicio de sesión, preferencias de marketing, información de cuentas de redes sociales o datos bancarios. cuando:

  • Te registres en nuestra página Web
  • Navegues por nuestra página Web
  • Interactúes con nosotros en Redes Sociales, blogs, etc.
  • Contactes con nosotros por medios tales como teléfono, correo electrónico, correo postal, fax o página Web

 

¿Con qué finalidad tratamos tus datos personales?
 

Usamos sus datos para:

  • Responder a tus preguntas
  • Enviarte encuestas con el objetivo de evaluar, mantener y mejorar nuestros productos y servicios y así poder mejor tu experiencia como cliente
  • Enviarte publicidad de nuestros productos o servicios o de productos o servicios relacionados con los que ya nos has solicitado

 

¿Por cuánto tiempo conservamos tus datos?
 

Los datos personales que nos proporciones se conservarán mientras se mantenga la relación comercial y/o no solicites la supresión de los mismos.

 

¿Cuál es la legitimación para el tratamiento de tus datos?
 

A través de nuestra web puedes estar proporcionado datos de carácter personal que pasarán a formar parte de un fichero bajo la responsabilidad de PROA JAÉN. La base legal para el tratamiento de tus datos está basada en el consentimiento que te solicitamos al recabar esos datos.

 

¿Comunicaremos tus datos a terceros?
 

A menos que así lo exija la legislación aplicable, no facilitaremos tu información a terceras partes sin tu permiso.

 

¿Cuáles son tus derechos cuando nos facilitas tus datos?
 

La política de privacidad de PROA JAÉN, te asegura, en todo caso, el ejercicio de tus derechos en los términos establecidos en la legislación vigente. Puedes hacerlo dirigiendo un escrito a PROA JAÉN, Calle Sierra Morena, S/N 11, Edificio Tecnológico de Servicios Avanzados, Módulo 1 GEOLIT (Buzón 33), Mengíbar (Jaén), o bien enviando un correo electrónico a info@proajaen.org

 

Concretamente, cualquier persona tiene derecho a:

  • A saber si estamos tratando sus datos o no, cómo los estamos tratando y a tener acceso a los mismos
  • A solicitar la rectificación de sus datos si son inexactos o incluso la supresión de sus datos si ya no son necesarios para los fines para los que fueron recogidos o si no retira el consentimiento otorgado
  • A oponerse al tratamiento de sus datos
  • En algunos supuestos, a solicitar la limitación del tratamiento de sus datos, en cuyo caso sólo los conservaremos de acuerdo con la normativa vigente
  • A disponer de los datos que haya facilitado electrónicamente, en un formato estructurado, de uso común o lectura mecánica. Si lo prefiere, que se envíen esos datos a otra empresa (si es técnicamente posible)
  • A presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si cree que no se le ha atendido correctamente
  • A revocar el consentimiento para cualquier tratamiento para el que hayas consentido, en cualquier momento

 

Si modificas algún dato, te agradecemos que nos lo comuniques para mantenerlos actualizados.

 

¿Cómo hemos obtenido tus datos?
 

Toda la información personal que tenemos nos la has facilitado presencialmente, a través del formulario de contacto, a través de nuestra página Web o por correo electrónico. Solo en casos excepcionales completaremos la información que nos facilitas con fuentes públicas.

 

Los datos de carácter personal que tratamos son principalmente datos de identificación y contacto tales como, nombre, dirección, dirección de correo electrónico, número de teléfono; datos relativos a preferencias de marketing, y en caso de contratación de algún servicio, datos bancarios.

 

No se tratan datos especialmente protegidos.

 

Nuestro compromiso en materia de privacidad

Para garantizar la seguridad de tus datos de carácter personal, comunicamos nuestras directrices en materia de privacidad y seguridad a todos nuestros empleados y adoptamos las medidas correspondientes para proteger la privacidad dentro de la empresa.

 

Mantenimiento de la Política de Privacidad

PROA JAÉN se reserva el derecho a enmendar o modificar esta Política de Privacidad en cualquier momento y/o en respuesta a los cambios que afecten a la legislación aplicable en materia de privacidad y protección de datos.


Si por cualquier causa decidiéramos utilizar la información personal e identificable de manera diferente a la establecida hasta ahora, te lo notificaríamos vía correo electrónico. Tendrás la posibilidad de autorizarnos o no, a utilizar esta información de manera diferente. Utilizaremos la información de acuerdo con la política de privacidad bajo la que recogimos la información.

 

Cookies y otras tecnologías

Al navegar por nuestra página Web, podremos recabar cierta información como, versión del navegador, dirección IP, sistema operativo, proveedor de internet, número de accesos, fecha/hora, etc. Recopilamos estos datos con la intención de administrar nuestra Web, así como para conocer la conducta de nuestros clientes y poder personalizar los productos y/o servicios que ofrecer a los mismos. Todos los datos que de alguna manera puedan servir para identificarte y que, por tanto, se consideren datos de carácter personal, serán tratados como tales por PROA JAÉN.

En algunos de nuestros mensajes de correo electrónico podremos utilizar un enlace personalizado, vinculado a la Web de PROA JAÉN. Al hacer clic en alguno de estos enlaces, el cliente pasa directamente a la página de destino dentro de nuestra Web. En este sentido podremos hacer un seguimiento en nuestra Web de los clics recibidos, para determinar los intereses sobre temas específicos y valorar la eficacia de nuestras comunicaciones a clientes. Si no quieres que realicemos ese seguimiento, no hagas clic en los vínculos textuales o gráficos incluidos en los mensajes de correo electrónico.

Los pixel tags nos permiten enviar mensajes de correo electrónico en un formato legible por los clientes y saber si el mensaje ha sido abierto. Podremos utilizar estos datos para reducir o eliminar los mensajes enviados a clientes. Para obtener más información le recomendamos que revise nuestra política de cookies.

 

Competencia Jurisdiccional

Las partes se someten, a su elección, para la resolución de los conflictos y con renuncia a cualquier otro fuero, a los juzgados y tribunales del domicilio de la ciudad de Jaén.

 

Fecha de Publicación: 24/05/2018

Fecha entrada en vigor: 24/05/2018

Tus datos se incorporarán a un fichero responsabilidad de Asociación 8.20 de Empresarios y Profesionales PROA (en adelante PROA JAÉN), domiciliada en Mengíbar (Jaén), Calle Sierra Morena, S/N 11, Edificio Tecnológico de Servicios Avanzados, Módulo 1 GEOLIT (Buzón 33) y NIF G-23.733.397. Puedes contactar con la empresa en esa dirección postal, por teléfono en el número 639 139 836 y por correo electrónico escribiendo a info@proajaen.org

En nombre de la empresa tratamos la información que nos facilitas con el fin de enviarte información y publicidad relacionada con nuestros productos y servicios por cualquier medio (postal, email o teléfono).  Los datos proporcionados se conservarán mientras no nos digas lo contrario o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales. Estos datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. Tienes derecho a obtener confirmación sobre si en PROA JAÉN estamos tratando tus datos personales y por tanto tienes derecho a acceder a tus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios.

Si quieres conocer con más detalle cómo tratamos tus datos consulta nuestra Política de Privacidad.

© Copyright 2021 | Política de privacidad | Cookies | Desarrollo web: Software DELSOL

InicioContacto
Ajustes de privacidad

Decide qué cookies quieres permitir.

Puedes cambiar estos ajustes en cualquier momento. Sin embargo, esto puede hacer que algunas funciones dejen de estar disponibles.

Esta web permitirá cookies de:
Guardar su configuración de cookies
Esta web no permitirá cookies de: